Cuando no estoy contigo no existo

Desde hace una semana, Enrique recorre la ciudad, busca a María, y acude, puntual, a su cita diaria en el River Café, con la esperanza de encontrarla allí. Hoy, el camarero le entrega una carta. Va dirigida al hombre que se sienta cada día en la mesa número 9. La abre, sabe que es de María. Saca una cuartilla doblada a la mitad, con una sola frase: «Cuando no estoy contigo, no existo.»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s